jueves, 14 de agosto de 2008

Cumpleaños

No es que uno tenga edad para ser padre, es que ya ni tiene edad para ser un padre joven.*

* [29 años, 365.817.600 latidos acompasados al ritmo de palabras, melodías y caricias, desgarramientos; media vida recorrida, todo un universo prodigado... y esta paternal lucubración es la idea alarmante que se impone.]

6 comentarios:

ANA DE LA ROBLA dijo...

Sólo veintitodos... Aún te quedan muchas caricias y desgarramientos por vivir... e incluso la posibilidad de ser un padre joven.
Felicidad. Beso con vela.

Idea dijo...

¡¡¡Feliz Cumple!!!
Aunque lo de media vida recorrida no te lo perdonaré, el tramo puede y debe ser más largo.
La paternal lucubración jamás será una idea alarmante, acaso un sueño emocionante, una maravillosa realidad y un camino sin retorno.
Un beso grande I.

Francisco Sianes dijo...

Ana,

Un sí incondicional a las caricias; un sí precavido a los desgarramientos; un no espantado a la paternidad (al menos, a la "joven").

Soplo sobre la vela y deseo.

***

I.,

Aseguran Dante y el Espíritu que "il mezzo del cammin" son los treinta y cinco. Sea como sea, las mujeres vivís bastante más (y mejor) que los hombres.

¿Sueño o pesadilla? Amiga mía, uno se ha empeñado -inútilmente- en demorarse por caminos de ida y vuelta.

Besos en la encrucijada.

Maribel dijo...

¡¡¡Felicidades!!!

Es una pena que hayamos estado dos años intentando descubrir tu edad, para darnos cuenta ahora de que era mucho más de los que te echabamos. Muy triste...

Me alegra saber que no seras pronto padre, no me gustaria que un futuro, mis desgraciados hijos tuvieran la mala fortuna de sufrir a un Sianes Junior como profesor. :)

Saluditos!!

Francisco Sianes dijo...

Gracias Maribel,

Lejos de ser triste, es una bendición -a partir de los veinticinco- aparentar menos años de los que se tienen.

Y sí, descuida: estoy reconciliado con la idea de que mi sangre -si mi hermano no se escantilla- no me sobreviva cuando haya muerto el tiempo entre mis manos.

Abrazos y vete preparando para la feliz vida de universitario (no volverás a verte en ésas).

annabel dijo...

Por dios, Por dios, tengo que tener un problema... ¿con 29 años y ya pensando así?
Entonces he perdido la perspectiva sobre el tiempo, eso dicen que es un invento.
Me da pena, (no eres el único de esa edad que tiene esa sensación), que 'niños aún', piensen que de ese modo.
En serio, es deprimente.
Me voy hasta mal, voy ahora mismo a echarme crema nutritiva ó algo.